formularioHidden
formularioRDF
buscador

Panel Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

«El flamenco no hace falta entenderlo, hace falta sentirlo»

tipo de documento semantico ernews

El Ballet Flamenco Sara Baras pone hoy en escena en Riojafórum el espectáculo 'Sombras', con el que celebra su vigésimo aniversario

«El flamenco no hace falta entenderlo, hace falta sentirlo»
Fecha: 28/10/2018

Dos décadas han transcurrido desde que la bailaora y coreógrafa Sara Baras fundara su Ballet Flamenco y algunos años más desde que la artista gaditana diera sus primeros pasos sobre los tablaos entre los festivales flamencos de Barcelona, la Alhambra granadina o París. Con motivo de los 20 años del nacimiento de la compañía, el Ballet Flamenco Sara Baras lo celebra con el espectáculo 'Sombras', que hoy (20 horas) va a poner en escena en el Riojafórum logroñés.

-Afirman los entendidos que 'Sombras' es un montaje que apuesta por un arriesgado equilibrio entre la tradición y la modernidad.

-Es un espectáculo muy bonito, muy alegre, muy positivo, en el que no hemos querido repetir números anteriores ni coreografías ni personajes. Podemos decir que 'Sombras' compendia ese bagaje de veinte años de trabajo y de aprendizaje de todos nosotros. Destaca el palo de la farruca, que es el palo flamenco que más me ha marcado desde que comencé, una farruca grande que viaja entre diferentes estilos y diferentes registros. En 'Sombras' vamos mezclando lo más tradicional con lo más actual buscando un equilibrio, cuyo riesgo no pasa sino por el atrevimiento de buscar un sello de originalidad y por intentar subir otro peldaño. No existe la progresión sin riesgo.

LAS FRASES 'Sombras' «Es un espectáculo muy bonito, muy alegre, que compendia el bagaje de los 20 años de la compañía» El Ballet «Me siento muy orgullosa de haber sido tan valiente y de haber fundado mi propio grupo flamenco» Riesgo «Mezclar tradición y modernidad siempre conlleva riesgo, pero sin riesgo no hay progresión» La farruca «Es un palo de flamenco que destaca por la sobriedad, la elegancia y la profundidad»

-¿Qué ha cambiado en usted y en su Ballet a la hora de encarar el flamenco durante estos veinte años?

-Uff, muchas cosas. Me siento muy orgullosa de haber sido tan valiente y de haber fundado una compañía como ésta. Entonces era más joven e ignorante, pero cada vez soy más consciente de que todavía me queda mucho por aprender. Pero la evolución que hemos tenido en estas dos décadas ha sido bestial. La forma de bailar y de expresarte cambia con el paso del tiempo, buscas la belleza desde otras perspectivas .

-Entonces no se arrepiente del paso que dio.

-Todo lo contrario. Me siento muy feliz por haber montado un equipo tan bueno y de que aún tenga la misma ilusión que cuando todo comenzó. No obstante, mis primeras palabras de agradecimiento tienen que ser para el público, ya que si la compañía se mantiene, y a este nivel, es gracias a la gente que viene a vernos y que nos apoya en todos los espectáculos que estrenamos.

-Usted revolucionó el baile flamenco, primero en solitario y luego con su Ballet, fue como una ráfaga de aire fresco.

-Muchas gracias. A mí me gusta pensar que los maestros nos han transmitido la necesidad de tener un gran respeto a la tradición, pero también a saber gozar de la libertad de los nuevos tiempos, de las corrientes que surgen. Y ahí es donde yo creo que la propia personalidad del artista aparece para crear algo distinto. Además, he tenido la suerte de poder mostrar lo que yo sentía en cada momento y eso permite que sea diferente. Creo, además, que el Ballet sigue dando cada día el cien por cien de su talento y de su energía

-¿Qué impresión recibe del público esa apuesta por amalgamar tradición y modernidad?

-El público siempre tiene la palabra y suele ser inteligente. Cuando hay calidad, respeto y trabajo, la gente responde. Pero cuando algo está hecho a lo loco...

La farruca

-¿Percibe usted que el público entiende de flamenco?

-Te encuentras con mucha gente que es muy entendida. Pero no es imprescindible saber de flamenco, porque el flamenco no hace falta entenderlo, hace falta sentirlo.

-¿Incluso la farruca, que es un palo tan austero?

-Hasta hace no mucho la farruca había sido interpretada por hombres, en la que destaca la sobriedad, la elegancia, la profundidad. Es un palo que carece de adornos, es como el riesgo de bailar desnuda porque no tiene artificios tras los que esconderte. Se trata de un palo que conlleva una técnica muy difícil pero que, también, implica un riesgo que debes superar y que, si lo consigues, te ayuda a crecer.

-En 'Sombras' se ha rodeado de un grupo de artistas muy distintos entre sí. ¿Cómo resulta la mezcla?

-Cuando afrontamos el proyecto con motivo del 20 aniversario, nos dimos cuenta de que había muchos artistas que habían colaborado con nosotros durante este tiempo y que, de alguna forma, tenían que dejar su huella, pero también hemos querido, cómo no, innovar. La escenografía se sustenta en los garabatos del genial pintor Andrés Mérida; la música del montaje está enhebrada por el guitarrista Keko Baldomero; el violinista Ara Malikian nos regala sus geniales destellos y el bailarín José Serrano, con el que comparto escenario, es un lujo.

 

https://www.larioja.com/culturas/flamenco-falta-entenderlo-20181028005713-ntvo.html